sábado, 27 de abril de 2013

PAFEMMR 6, fase Evaluación

 
Para la evaluación de la "Politica Activa Ficticia para la Empleabilidad de Mujeres en Medios Rurales (PAFEMMR)", tenemos que identificar y medir los efectos de la ejecución de la política, con lo que debemos ver el impacto que produce.
 
 
Una vez evaluada esta política, y finalizado todo el proceso, se dará por terminada la política, ya que el plazo se terminó, el presupuesto se agotó, aunque el problema persista, y no se descarta mejorar con esta primera actuación posteriores actuaciones en la búsqueda de tolerancia cero en cuanto al desempleo de la localidad. (En un plazo prudencial y cuando lo permitan los presupuestos se volverá a activar otra acción del mismos tipo).

 
También tenemos que tener en cuenta la  intervención integral de acompañamiento a la inserción laboral que comprende, en primer lugar, acciones de información y motivación hacia el empleo. Se facilita la adquisición de experiencia laboral a través de prácticas, como de las personas que participan en los programas de empleo y formación. Por último, se realiza un seguimiento y apoyo a la inserción laboral de las participantes.
 
 
Debemos evaluar las competencias adquiridas por los participantes de esta Acción. ¿Como? mediante el seguimiento de los tutores, una encuesta de test y una entrevista personalizada. Se cumplimentaron unas fichas que registran el contenido abordado y el grado de satisfacción de la formación. Los comportamientos en los que se evalúa la mejora de los participantes han sido presentados por los tutores.


Además queda registrado que todos y cada uno de los cincuenta participantes de esta Acción han desarrollado con efectividad la formación, y han cumplido con los requisitos exigidos.

 
Los 25 participantes que iban a ser contratados por los empresarios locales, han presentado copia de su contrato de trabajo, una vez registrado en el SEPE.
 
 
Los otros 25 participantes han presentado copia de que se encuentran en tramites las gestiones de empleabilidad mediante trabajo autónomo, la asesoría del ayuntamiento se ha encargado de agilizar estos tramites, y se encuentran en la fase final de tramitación, por lo que en breve, estarán en condiciones de tomar las riendas de las casa rurales que han sido asignadas por al ayuntamiento para su explotación. Todos los beneficios obtenidos por esa explotación serán para los participantes, con la condición de que si con el paso del tiempo necesitan ayuda, contrataran a gente de la localidad para la explotación de sus centros rurales.
 
 
Los efectos de esta política han sido positivos, dado que todos y cada uno de los participantes han cumplido sus objetivos, han sido capacitados y han obtenido las competencias necesarias para desarrollar su actividad laboral, un 50% como empleados por cuenta ajena, y el otro 50% como por cuenta propia.
 
 
Se ha estudiado por parte de este ayuntamiento la experiencia de  la Entidad Local relacionadas con la  intermediación laboral, esto es, las acciones para poner en contacto a demandantes y oferentes de empleo. En este ámbito, son relevantes los itinerarios personalizados de inserción sociolaboral.

  
Se han abordado las practicas en materia de formación para el empleo de las mujeres, centradas en la mejora del capital humano de éstas, es decir, de sus competencias, habilidades y hábitos de trabajo

 
Se ha podido utilizar un lenguaje accesible para todos los miembros de la acción, puesto que se habla de comportamientos observables con los que se está familiarizado y no de rasgos psicológicos.
 
 
Se han podido comparar entre los perfiles de los participantes las exigencias del puesto y los perfiles competenciales. Se focalizan los esfuerzos de todas las personas hacia la consecución de resultados, que contribuyen a la predicción del comportamiento futuro de las personas sobre la base de su comportamiento pasado, es decir, una gran mejora para desarrollar la actividad propuesta.


En resumen, las cincuenta mujeres que han participado en la acción de esta Politica Activa Ficticia para la Empleabilidad de Mujeres en Medios Rurales, han conseguido un empleo, luego el objetivo final se ha cumplido.



Nota: Politica fictícia

 

PAFEMMR 5, fase implementación

Para la implementación de esta "Politica Activa Ficticia para la Empleabilidad de Mujeres en Medios Rurales (en adelante PAFEMMR)".

 
La gestión de esta política intenta fomentar la inserción sociolaboral de las mujeres mediante la puesta en marcha de un plan integral que contempla el diseño de acciones formativas, la facilitación de las herramientas y los recursos disponibles para acceder al mercado laboral, acciones de sensibilización con la realidad económica y el mercado laboral así como acciones de acompañamiento y seguimiento en el fomento de la iniciativa empresarial.
 
 
Perfil de las mujeres beneficiarias:



Mujeres entre 18 y 65 años que se encuentran en riesgo de exclusión sociolaboral (mujeres jóvenes, madres solteras, inmigrantes, en economía sumergida, etc.).



Descripción, prestación y efectos:

 
Herramientas para la búsqueda de empleo: contempla tutorías individualizadas sobre la búsqueda de empleo y motivación para la inserción sociolaboral. También, incluía acciones grupales de búsqueda activa de empleo y taller de entrevista.


Motivación y habilidades sociales: se llevaran a cabo dos tipos de actuaciones grupales, en particular, desarrollo de aspectos profesionales para la ocupación y taller de habilidades sociales.
 

Autoestima: se desarrollaran acciones individuales o terapias grupales para dotar a la mujer víctima de violencia de género de los recursos conductuales necesarios para poder desempeñar el itinerario de inserción.


Formación: se ofrecerá la formación necesaria para cubrir los déficit detectados en este sentido y lograr mejorar la empleabilidad de estas mujeres, aprovechando todos los recursos.


Conocimiento del mercado laboral: se da información sobre los recursos laborales de formación, grandes empresas, entidades de intermediación y actividades (como ferias de empleo).

Autoempleo: se facilitara información sobre los beneficios del autoempleo y de los trámites y subvenciones accesibles. Aquellas mujeres que decidan crear una empresa cuentan con asesoramiento individualizado en todo momento



Integralidad : la inserción sociolaboral de las mujeres es un fenómeno multidimensional en el que entran muchas variables en juego (sociales, personales, familiares, etc.), en especial, cuando se trata de mujeres en riesgo de exclusión social. En este contexto, el proyecto de intervención local en esta línea ha de integrar diferentes acciones de promoción del empleo con otras políticas o programas (servicios sociales, vivienda, educativas, socio-sanitarias, etc.). Sin olvidarnos de un tratamiento integral y coordinado que facilita que las personas, que entran en el circuito por cualquiera de los puntos de atención directa al público, reciban información clara y oportuna sobre todos los recursos a los que pueden acceder, sin necesidad de duplicar el esfuerzo de diagnóstico y derivación en varios de los servicios públicos, o con la confusión que puede crear tratar con muchos agentes distintos si no están coordinados.



Nota: Politica fictícia


PAFEMMR 4, segunda fase - Presupuesto

La junta de Gobierno ha incluido en sus presupuestos la activación de esta política para la formación de este colectivo de Mujeres en los Medios Rurales. Dichos presupuestos han sido aprobados por la totalidad de los concejales del ayuntamiento con el visto bueno de los agentes locales, que en este caso han sido los empresarios de la localidad quienes se han ofrecido ha crear un mínimo de veinticinco puestos de trabajo en sus empresas, y que la formación específica correrá a su cargo. Quedando legitimada la política para poner en marcha.
 
 
Presupuesto:
 
"Politica Activa Ficticia para la Empleabilidad de Mujeres en Medios Rurales (en adelante PAFEMMR)":
 
 
Para la formación del colectivo se necesitará una media de tres meses como máximo, las instancias se solicitarán el la concejalía de la mujer durante la próxima semana. Y como medida de urgencia el proceso de selección de aspirantes terminará con una entrevista personal. Una vez admitidas en el proceso se iniciarán los tramites para la empleabilidad, siendo los dos meses siguientes a primer mes teórico, de practicas. Dichas practicas serán subvencionadas por la partida presupuestaria de esta política. El máximo de plazas sera de 50, de las cuales 25 serán subvencionadas por la asociación de  empresarios, y las otras 25 a cargo de este presupuesto:
 
 
 
 
Tutores........................................... sin cargo extra
 
Local............................................. Casa de la Cultura
 
Suministros.................................. Financiación privada
 
Asesoramiento.............................. Gratuito a cargo de nuestros profesionales.
 
Subvención asistentes 50:
 
 
25 X (3 meses 500€ =1500€).............Total= 37.500€
 
25 X (3 meses 500€ =1500€).............Total= 37.500€ =0
 
Esta segunda partida de 25 serán a cargo de la Asociación empresarios.
 
Gastos extra ............................................... 2.500€
 
 
Total presupuesto............................................ 40.000 €
 
 
Al no ser una cantidad muy elevada, y que se entregará en forma de subvención, y como se realizara en tres meses, se adelantará el dinero de las partidas presupuestarias destinadas a las mejoras urbanísticas, en cuanto no se puede permitir el retraso por parte de la finaciación de la CCAA, en su trámite.
 
 
Financiación:
 
Solicitados los fondos de la Unión Europea a traves de la CCAA de Madrid.
 

PAFEMMR 3, segunda fase

Segunda fase:

Esta fase será de implementar esa PAFEMMR (Politica Activa Ficticia para la Empleabilidad de Mujeres en Medios Rurales), donde se ejecuta esta política, y se toman las decisiones que la caracterizan, formulando alternativas, priorizando criterios, y estableciendo un catalogo de propuestas. Debemos poder aprvechar todos los recursos disponibes a nuestro alcace, y aprovechar la transversalidad de cualquier tipo de política, incluso fomentar la propia producción ecológica de productos en base a las subenciones del Ministerio de Agricultura y medio Ambiente.

Como trasversalidad tenemos las ayudas que tienen como objetivo contribuir a la formación y asesoramiento de los profesionales del sector en técnicas de producción y transformación de alimentos ecológicos, así como en el acceso a los mercados ligados a este tipo de producción. También persigue contribuir al desarrollo de iniciativas para una mejor caracterización del sector ecológico en todos los eslabones de la cadena agroalimentaria, la puesta en marcha de acciones de información a los consumidores, y la participación en ferias y certámenes de referencia para el sector, tanto nacionales como internacionales.

También tenemos la propuesta de colocación de paneles solares, que puede crear un trabajo autónomo. Incluso en las casas rurales de la localidad.
 
Para la ejecución de esta política, una vez expuestos los motivos en la entrada anterior, solo hay que poner de acuerdo a todos los agentes sociales de la localidad, dentro de los cuales incluimos a todas las organizaciones empresariales que apoyan cualquier inciciativa que de prosperidad a la localidad. Ya dijimos que los destinatarios son uno de los colectivos mas desfavorecidos, que son las mujeres en los medios rurales, sin olvidarnos de los parados mayores de 45, que puntualmente se puedan apuntar a los cursos de formación.

 
El ayuntamiento esta rehabilitando veinte casas rurales para su explotación para el turismo de la localidad, que influirá de manera fehaciente en otros servicios de la localidad.
 
Los cursos de formación seran ofrecidos por la casa de la cultura para las personas interesadas que cumplan los requisitos formales, no se requerirá ningún tipo de titulación, y tras el curso se expedirá un certificado de capacitación y la oportunidad de llevar la explotación de una de las casas rurales. La propiedad de la casa es del ayuntamiento, la explotación se hará en base a un contrato con una empresa creada por casa Rural, para su explotación. Se necesitará que se hagan autónomos para cumplir con la legislación vigente, se facilitarán todos los médios, incluso la factura de la electricidad sera a coste cero, debido a las instalaciones solares de las casas rurales, que fueron donados por empresarios de la localidad.

 
Los cursos de formación seran impartidos por el personal del ayuntamiento, y no supondran un incremento en los presupuestos generales del ayuntamiento. La financiación de estas partidas se hara a cargo con los presupuestos solicitados a la CCAA de Madrid, con Fondos de la Unión Europea.
 
 
Los tutores son profesionales capacitados que en todo momento realizarán la asistencia y formación de este colectivo.



Nota: Politica fictícia
 

jueves, 4 de abril de 2013

PAFEMMR 2, primera fase

Continuando con el análisis, encontramos que debemos ajustarnos a tres fases para concertar esa "Politica Activa Ficticia para la Empleabilidad de Mujeres en Medios Rurales (en adelante PAFEMMR)". Una primera fase en la que se formulará esa política, y en la que tenemos que ver cual es el problema ante la demanda social. La siguiente fase será de implementar esa PAFEMMR, donde se ejecuta esta política, y se toman las decisiones que la caracterizan, formulando alternativas, priorizando criteris, y estableciendo un catalogo de propuestas, y nos centraremos exlusivamente en la PAFEMMR. Terminando con una fase de evaluación, en la que examinamos el proceso anterior, para redefinir esa política, sus objetivos y mejorarla.
 
 
Primera fase:
 
 
Problematica:
 
 
Para definir la demanda social vamos a empezar recordando que una mayor participación de la mujer en el mercado laboral constituye una condición previa para impulsar el crecimiento y hacer frente a los desafíos demográficos, y que una perspectiva de igualdad de género visible, integra a todas en los ámbitos de las políticas pertinentes. Debe aplicarse el principio de igualdad de retribución entre trabajadores y trabajadoras para un mismo trabajo o para un trabajo de igual valor, como comentamos en nuestra entrada de Políticas comunitarias de empleo. Recordando que hay que aumentar la participación de mujeres y hombres en el mercado laboral, reducir el desempleo estructural y fomentar el empleo de calidad, y por tanto, consegir una población activa cualificada que responda a las necesidades del mercado laboral y promover el aprendizaje.
 
Tenemos en cuenta que nuestro objetivo primordial es crear empleo, con estas acciones y medidas vamos a intentar la inserción laboral de este colectivo que, de forma estructural o coyuntural, presentan especial dificultad para el acceso y la permanencia en el empleo. Se intentará  incentivar la contratación, la creación de empleo y el mantenimiento de los puestos de trabajo. 
 
Creemos que el sector de las mujeres, puede ser un eje para el desarrollo económico, a corto y a largo plazo, siempre y cuando seamos capaces de crear un mecanismo integrador efectivo, garantizando una cohesión social.

Pero  ¿por que hacemos incidencia en este colectivo?, como podemos recordar "la división sexual del trabajo, como consecuencia de los roles tradicionales atribuidos a las mujeres (de cuidadora del hogar y de los hijos e hijas) y hombres (los que "producen"), sigue condicionando sobremanera la situación en el mercado laboral. En el caso de las mujeres, su tiempo de dedicación al trabajo doméstico, es fundamental para entender su posición desventajosa en el empleo. La división doméstica del trabajo, sesgada hacia las mujeres, debilita su posición en relación con los hombres: Esta división del trabajo, en muchos casos, conduce a la segregación laboral femenina hacia los segmentos más precarios. Las responsabilidades familiares, no suficientemente compartidas, suponen un freno a la búsqueda activa de trabajo, fenómeno que, además, se ve acentuado en los periodos de recesión económica y ajustes estructurales. Y el papel de cuidados a las demás personas, atribuido a las mujeres ha condicionado el tipo de ocupaciones a las que se han venido dedicando, centrándose en aquellos trabajos en los que se requieren competencias similares a las asociadas al trabajo en el hogar (servicios domésticos, la enseñanza o el cuidado de personas dependientes) produciéndose la segregación horizontal".
 
Las mujeres presentan dos factores de discriminación, que se han visto agravados por la crisis económica, la percepción social de roles diferenciados para mujeres y hombres está relacionada con la propia cultura social. Esta diferenciación provoca discriminación en todos los escalones del mundo laboral ante un proceso de selección para un empleo o para un ascenso, lo que se agrava a medida que se asciende hacia los puestos de decisión. Además de la asunción no corresponsable de las responsabilidades familiares que lleva consigo la necesidad de supeditar su relación laboral a las necesidades de los demás miembros de la familia. Este hecho produce una reducción del nivel de actividad de la población femenina y genera prejuicios sobre el absentismo potencial y la falta de dedicación de las mujeres a su trabajo.
 
Debemos derribar esas barreras, limitaciones, obstaculos e impedimentos, a los que se enfrentan las mujeres, tanto en el ámbito personal, como en el educativo, como en el profesional.
 
Si nos fijamos en el INE, en donde se mide la tasa total de empleo, como la proporción de personas que tienen empleo en relación a la población total, por sexo y grupos de edad, constituye un indicador social básico que permite conocer las dimensiones socioeconómicas de los trabajadores y su situación de ventaja o desventaja en el empleo por razones de edad o sexo.
 
 
"En España en el año 2006, la brecha de género (varones-mujeres) en las tasas de empleo de la población de 16 y más años alcanzaba un valor de 22,4 puntos. En el periodo 2006-2010 disminuyó 9,3 puntos alcanzando un valor de 13,1 puntos en el año 2010".

 
 
Tasa de empleo según grupos de edad. Brecha de género        
Varones 2011 2010 2009 2008 2007
Total (de 16 y más) 53,1 54,7 56,5 62,5 64,9
De 16 a 24 24,2 28,2 32,4 43,2 48,5
De 25 a 54  74,5 75,7 77,3 84,4 87,6
De 55 a 64 53,9 54,7 56,7 60,9 60,0
De 16 a 64 64,1 65,6 67,6 74,6 77,4
De 20 a 64 67,6 69,1 71,0 78,1 80,7
Mujeres          
Total (de 16 y más) 41,2 41,6 42,1 43,9 43,6
De 16 a 24 24,0 26,5 29,1 35,7 37,0
De 25 a 54  62,7 63,2 63,8 65,9 65,7
De 55 a 64 35,6 33,2 32,3 31,2 30,0
De 16 a 64 52,8 53,0 53,5 55,7 55,5
De 20 a 64 55,5 55,8 56,3 58,4 58,0
Brecha de género (varones - mujeres)          
Total (de 16 y más) 12,0 13,1 14,4 18,6 21,2
De 16 a 24 0,2 1,7 3,3 7,5 11,5
De 25 a 54  11,7 12,5 13,6 18,5 22,0
De 55 a 64 18,3 21,5 24,5 29,8 30,0
De 16 a 64 11,3 12,6 14,0 18,9 21,9
De 20 a 64   12,1   13,3   14,7   19,7   22,7
Fuente: Encuesta de Población Activa. INE
 
 Se pueden observar esas diferencias entre hombres y mujeres, existiendo esa brecha de genero, que se quiere reducir con la implantación de esta política. Para ello, mostramos la encuesta de la población activa en la encontramos que la tasa de actividad de hombres se sitúa en 2012, en 12.531,1 frente al de mujeres con 10.519,9 lo que supone una diferencia de 2.011,2 a favor el género masculino, una diferencia que debe disminuir.
 
  

 
 
Y en lo que se refiere a tasa de desempleo, observamos que la tasa de desempleo femenino es superior en 0,65%, quedando la tasa femenina en 25,38 % y la masculina en 24,73. Ambas son muy elevadas debida a la crisis, pero hay que fomentar la no discriminación entre géneros.



 
En la distribución de actividades en un día promedio de hombres y mujeres que realizan las actividades consideradas, los varones en conjunto, dedican más tiempo al día a todas las actividades excepto en el conjunto de hogar y familia. Las mujeres dedican en promedio 1 hora y 57 minutos diarios más al conjunto de actividades de hogar y familia que los varones.
El 38,7% de los varones (de 10 y más años) trabaja de forma remunerada y le dedica al trabajo una media diaria de 7 horas y 55 minutos, frente al 28,2% de las mujeres que dedican al trabajo 6 horas y 43 minutos diarios. El 91,9% de las mujeres (de 10 y más años) realizan tareas domésticas y se ocupan del cuidado de niños, ancianos y personas dependientes durante 4 horas y 29 minutos diarios, frente al 74,7% de los varones que dedican en promedio 2 horas y 32 minutos.
 
Atendiendo a la situación laboral, las mujeres ocupadas dedican 3 horas y 46 minutos diarios a las actividades de hogar y familia y 2 horas y 21 minutos los varones. La diferencia es mucho mayor en el caso de inactividad (estudiantes, jubilados o pensionistas, labores del hogar), 4 horas y 49 minutos las mujeres y 2 horas y 25 minutos los varones.
 
Atendiendo a todos estas diferencias debemos planificar la oferta y la demanda de la localidad, de tal manera que se pueda dar formación, al sector más desprotegido, que en este caso es el de las mujeres, en un ámbito rural. Garantizando la calidad de los cursos, respondiendo a las necesidades de formación, no solo del tejido empresarial, sino el propio autoempleo y los servicios. Todo ello a pesar, de que en los últimos años se ha conseguido una participación más equilibrada de hombres y mujeres en el mercado laboral, las mujeres siguen asumiendo la mayor parte de las responsabilidades familiares y domésticas.

 
 
Fuente:INE, Instituto Nacional de Estadistica